plantilla-slideshow

ATENCIÓN: No acampar en el parque nacional Bako

No planificar nada con antelación tiene sus pros y contras. En esta ocasión la jugada nos salió regular. Cuando llegamos a las oficinas del parque nacional de Bako nos dimos cuenta de que un día no era suficiente para disfrutar de las diferentes rutas que hay disponibles. Teníamos que quedarnos al menos una noche.

Nuestra primera opción era el albergue, pero para eso, alguna de las reservas tenía que cancelar, cosa que no ocurrió. Para poder conseguir una de las cabañas hay que reservar online con varios meses de antelación. De lo contrario mejor olvidarse. Si estas planeando visitar Bako reserva tu alojamiento aquí.

IMG_4799Se avecina tormenta sobre Bako.

Nuestra segunda y única opción, después de descartar volver a Kuching en el mismo día, era acampar. Pero eso sí, nosotros no teníamos equipo de camping, nos lo tenían que prestar. Nuestras mochilas las habíamos dejado en Kuching y habíamos ido al parque con lo justo. Uno de los guardas accedió a prestarnos su tienda a cambio de una “propina”.

La zona de acampada está prácticamente abandonada, con una cerca para que los jabalíes no puedan entrar que tiene que estar siempre cerrada. Por lo visto no es una opción muy popular, pero nosotros ya habíamos acampado antes en otros sitios “salvajes” y habíamos estado bien así que accedimos.

Bartschwein_Sus_barbatus_Tierpark_Hellabrunn-6Uno de los  jabalíes que te dará un masaje en los pies mientras duermes si no cierras la puerta.

El guarda se comprometió a montarnos la tienda, pero esto no se puede hacer  hasta que empieza a anochecer, de lo contrario, las tropas de macacos que hay por el parque la abren y la desvalijan. Esa misma tarde habíamos visto como asaltaban una de las cabañas mientras que los inquilinos chillaban y los intentaban echar como buenamente podían.

Lo que tendría que haber sido montar la tienda al anochecer se convirtió en montar la tienda de noche. No había ni una luz y el guarda la colocó de mala manera aunque por lo menos se mantenía en pie. Estaba bien así, a no ser que nos cayese el diluvio universal esa noche.

IMG_4807Macaco cenando antes de irse a dormir.

Y para no quitarle razón a nuestro querido Murphy, esa noche nos cayó una manta de agua como no habíamos visto nunca, y eso que veníamos de Filipinas. La tienda aguanto un par de horas hasta que uno de los soportes cedió, la lona se rajó y nos encontramos en mitad de la oscuridad, con la tienda empapada en la cara. Un desastre.

Cogimos las cosas como pudimos y nos refugiamos en los baños abandonados. Entre la que estaba cayendo y los bichos endemoniados que correteaban por allí ya casi no pudimos pegar ojo.

IMG_4809Malva intentando dormir mientras yo montaba guardia.

Cuando amaneció y por fin dejó de llover devolvimos la tienda y sacamos ánimo para continuar con nuestra visita al parque, para colmo estábamos sin efectivo y un mono se había comido nuestro pan.

Aun así, fuimos capaces de aprovechar el día siguiente para seguir haciendo rutas y disfrutar del sol maravilloso que compensaba el diluvio nocturno. En conclusión, si quieres ir a Bako reserva con antelación, y si tienes que acampar mejor llevar tu equipo si no te quieres mojar.

One thought on “ATENCIÓN: No acampar en el parque nacional Bako

  1. Tengo conocimientos de enfermería y medicina alternativas además de hablar español. Mi edad ronda los 68 años. Quiero saber que chances tengo de vivir ahi de mi trabajo. Gracias desde ya.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>